La disfunción eréctil es una condición en la que intervienen factores psicológicos y de comportamiento que se manifiestan en forma física en nuestro organismo. En otras palabras…

Factores psicológicos como la ansiedad por nuestro desempeño sexual, el miedo al rechazo o los fracasos pasados se manifiestan en nuestro organismo con respuestas físicas tales como…rigidez en brazos y piernas, tensión incontrolable,
sudor excesivo y por supuesto…flacidez, insensibilidad y falta de respuesta en el miembro viril.

La buena noticia es que…
Una vez que estos factores psicológicos y físicos son identificados la disfunción eréctil puede ser superada normalizando así nuestra respuesta sexual y por supuesto nuestras erecciones.

Para superar la disfunción eréctil contamos con cinco claves específicas que vamos a describir comenzando con este artículo en el que describiremos la primera clave. En  próximos artículos analizaremos cada una de la otras claves por separado. Así que, comencemos:

DISFUNCION ERECTIL, COMO SUPERARLA:  CLAVE 1 – RESPIRACIÓN / RELAJACIÓN

Tal vez pueda pensar que algo tan simple y tan cotidiano como la respiración pueda ser una clave para superar la disfunción eréctil.  Sin embargo, la respiración adecuada juega un papel más importante de lo que pueda imaginar. Porqué?

Porque la respiración es la puerta de entrada al control de nuestro cuerpo y de nuestra mente.

Aquí es importante aclarar que no nos referimos a la respiración que practica la mayoría de la gente en su rutina diaria, la cual es inconsciente y superficial.

La respiración a la cual nos referimos aquí es profunda y consciente y tiene el poder de llevarnos a un estado de total relajación, incluso en situaciones que en el pasado nos generaban estrés y ansiedad.

De qué manera ayuda la correcta respiración a superar la Disfunción Eréctil?

Veamos…

En primer lugar le ayuda a salir de su cabeza y a entrar en su cuerpo:

Uno de los problemas comunes entre quienes sufren de Disfunción Eréctil es precisamente experimentar el sexo más con la cabeza que con el cuerpo, en otras palabras…

Tratamos de conseguir una erección basándonos en la concentración y el esfuerzo mental.

En lugar de simplemente disfrutar y dejarse llevar por las sensaciones en el momento de la relación sexual su mente entra en una constante actividad…

A veces trata de intensificar las sensaciones por medio de narraciones mentales estilo:
” estoy besando sus senos” “me está acariciando el pecho”, etc

Esto por lo general no da resultado, por lo que la mente entra en estado de ansiedad y comienza a luchar con el cuerpo.

Aparecen pensamientos como “tengo que hacerlo bien”…”no me falles ahora”… “no puedo creer que esto me pase otra vez” ,etc.

No es necesario decir que a medida que el tiempo pasa y no consigue la erección, la ansiedad va aumentando y …a medida que aumenta la ansiedad se hace más difícil lograr la erección generándose así un círculo vicioso.

Cómo romper este círculo?

La forma de terminar con este círculo de lucha infructuosa y ansiedad es justamente, CONCENTRARNOS EN LA RESPIRACION.

Cuando se concentra en la respiración logra detener los procesos mentales y canalizar la atención hacia el cuerpo y sus sensaciones de una manera relajada lo que creará las condiciones necesarias para lograr y mantener una buena erección.

Además existe un tipo particular de respiración que nos ayuda a aumentar las sensaciones placenteras y a expandir la sensación de placer a lo largo de todo el cuerpo.

En el primer capítulo de la GUIA PRACTICA DE AUTOCURACION conocerá dos formas de respiración muy útiles no solo para lograr la relajación adecuada durante el sexo sino también para liberar bloqueos y generar energía sexual como veremos en las siguientes claves.